cabecera_inicio Centro especial de empleo
TDL (Centro Especial de Empleo)

El Centro Especial de Empleo es, para muchas personas con minusvalia, una primera toma de contacto con el mundo laboral, establece pautas y normas de convivencia socio-laboral, favorece la interacción entre personas con distintos niveles de diversidad funcional y fomenta la autogestión; sin olvidarse del objetivo principal, enseñar un trabajo.

Tenemos en cuenta las capacidades de cada persona en la integración y garantizamos la calidad del servicio mediante la selección, formación y supervisión de nuestro personal.

Le ayudamos a cumplir con la Ley LISMI

El Real decreto 27/200, por el que se establecen medidas alternativas de carácter excepcional al cumplimiento de la cuota de reserva del 2% en favor de trabajadores/as discapacitados/as en empresas de 50 a más trabajadores, prevé la realización de un contrato mercantil o civil con un Centro Especial de Empleo para el cumplimiento de dicha reserva.

De esta forma, a través de la facturación generada por la contratación de TDL (Centro Especial de Empleo) las empresas de más de 50 trabajadores pueden cumplir con la LISMI.

Para ello, la empresa debe acogerse a las Medidas Alternativas:

Pasos a realizar para cumplir con la ley LISMI:

Las empresas que deseen acogerse a las Medidas alternativas, deben realizar los pasos necesarios que indiquen los organismoa oficiales de cada comunidad autonoma.
Selección de las alternativas
Una vez concedido el certificado de excepcionalidad, se elige la medida deseada, teniendo en cuenta los diferentes cálculos para cada opción:
1 y 2 - CONTRATO CON CEE (Centro especial de empleo): Por consumos o servicios. El importe del contrato tiene que ser, tres veces o más, el salario mínimo interprofesional anual, por cada trabajador minusválido dejado de contratar por debajo de la cuota del 2%.
3 - CONSTITUCION ENCLAVE: La cuantía para esta medida es 3 veces el IPREM anual.
4 – DONACIONES: El importe ha de ser 1,5 veces el salario mínimo interprofesional anual por cada trabajador minusválido dejado de contratar por debajo de la cuota del 2%.